Le extraen una bola de pelo de gato de la vagina tras años durmiendo con él

Una mujer fue al hospital por un fuerte dolor abdominal y resulta que tenía dentro de la vagina una bola de pelo de gato… ¡de cinco centímetros!

Michel Barrow acudió a su cita con el ginecólogo después de un fuerte dolor en el abdomen, pero pensó que quizás se debía al DIU. El médico, por su parte, sospechó que quizás pudiera tratarse de unos quistes ováricos. Pero nada más lejos de la realidad. Lo que le dolía a la mujer eran los cinco centímetros de bola de pelo de gato que tenía introducidos en el interior de su vagina, después de haberse tirado durmiendo con él durante varios años.

Según publica el dailymail.co.uk, el médico le extrajo la bola que se encontraba enredada en su DIU y que Barrow pronto identificó con el pelo de su gato. Ella, con gran horror, echó la culpa a las sábanas, que no cambiaba a diario.

“Mi teoría es que las sábanas son los culpables: no suelo cambiarlas todos los días”, cuenta. La mujer dijo además que el pelo de gato podría haberse introducido por los movimientos que ella y su pareja realizaban mientras hacían el amor. La historia, desde luego, tiene miga.

 

Redaccion: 60Segundos.net

Fuente: Que.es